//
estás escuchando...
Calma no depresiva, Concierto, Invierno, Otoño, Paseo por París, Pelos de punta, Puesta de sol en el horizonte, Raro, Viaje en tren por paisaje ocre

Bon Iver

Creo que poco tengo que aportar yo a todo lo que se ha dicho de Bon Iver hasta el momento, tampoco es mi intención decir nada nuevo, solo quiero presentaroslo y que vosotros decidais si le abris un hueco en vuestro corazón o si os parece otro grupo más que no merece ni tener dos canciones en vuestro reproductor. Para mí tienen hueco sus dos discos y ambos dos son un buen recurso para cuando necesito relajarme, cerrar los ojos, viajar o simplemente escuchar un rato de buena música.

Bon-Iver-Winter

Bon Iver es el grupo formado por Justin Vernon y otros musicos que le acompañan (Mike Noyce, Sean Carey y Matthew McCaughan, aunque en directo el despliegue es mayor), pero no nos engañemos, aunque podamos ver a mucha gente en el escenario el auténtico artista aquí es Justin. Este joven cantautor de indie-folk de Wisconsin no era un novato en el mundo, ya que como muchos otros compatriotas suyos había formado una banda en el instituto. Pero después de un tiempo y sin obtener un éxito notorio la su anterior banda se rompió, al igual que su relación con su novia y para mejorar las cosas sufrió una mononucleosis. En esta temporada se decidió a pasar el invierno en una choza que tenía su padre en el bosque y es aquí donde empezó realmente su carrera al éxito. Es en esta cabaña donde graba el que será su primer disco, For Emma, Forever Ago (2007), autoproducido y con idea de ser una maqueta, se mandó a diferentes medios hasta que Pitchfork se hizo eco, y ya sabemos que de ahi a la fama hay muy poquito. Firma de contratos, lanzamiento de disco en masa, etc, pero el bueno de Vernon no quiso perder su esencia y seduiría componiendo a su manera, que es como mejor lo hace. Su música preciosista y sencilla le catapultó a ser el niño mimado de la crítica y a estar entre los mejores discos del año 2008 en todas las publicaciones importantes.

Su segundo album, Bon Iver, Bon Iver (2011), representa un pequeño cambio en la ejecución. Sigue siendo Justin Vernon, pero en este caso se hace acompañar de otros artistas para dar más empaque a sus canciones. En este caso, el disco esta conceptuado para que cada canción nos transporte a un sitio diferente, como si de un viaje se tratase y bien que lo consigue. Cerrar los ojos mientras escuchas Bon Iver es como estar en un tren e ir admirando diferentes paisajes a través de las ventanas mientras van pasando los minutos.

Para desgracia de todos nosotros, Justin anunció en su último concierto en Noviembre de 2012 que la banda dejaba de existir como tal por lo menos durante un tiempo. Que necesita estar alejado de todo lo que se ha montado a su alrededor para tener mejor perspectiva y poder volver a componer. Esperemos que no nos abandone por mucho tiempo. Como premio final dos conciertos enteros.

“Come on skinny love just last the year. Pour a little salt, we were never here…”

Comentarios

Aún no hay comentarios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Dinos tu dirección de e-mail. ¡Prometemos no dársela a la CIA!

Únete a otros 29 seguidores

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: